La religión y el sexo

A lo largo de los siglos, han existido todo tipo de religiones, igual que hoy en día, que tenemos todo tipo de creencias, algunas con más sentido y credibilidad que otras, pero si hay una religión por excelencia, es el cristianismo, que ha sido la religión de la mayor parte del mundo desde hace milenios. Sin embargo, es curioso que una religión que ha tocado tantos temas y que ha durado durante tantos años, tenga una visión tan cerrada sobre el sexo.

En la religión cristiana, el sexo es visto como un tema sucio, que solo debe tener lugar en el matrimonio, y con el único fin de tener hijos. Por lo que utilizar protección es algo malo y que se debe evitar, es como decir que un buscador medicamentos por que sean malos los medicamentos. Sin embargo esta visión del sexo es totalmente negativa, porque hay personas que no comparten esta visión sobre el sexo pero que son buenos cristianos y a los que les gusta ir a la iglesia. No unas mujeres por ser escorts de lujo madrid, van a tener que ser malas personas, o no van a poder ser unas buenas cristianas.

El cristianismo tiene unos códigos morales a veces demasiado estrictos, por que en lo que se debe basar cualquier buena religión es en el amor al prójimo, a ser buenas personas y a intentar ser felices sin evitar que lo sean los demás. Debe ser algo basado en la bondad y el respeto, y el sexo es algo que puede hacer felices a las personas y es también un símbolo de unión entre dos personas que se quieren, estén casados o no. Por eso quizá sería hora de revisar todos esos valores tan rígidos y anticuados porque la sociedad avanza y la religión también debería hacerlo para que todos aquellos que no creen en el cristianismo empiecen a ver que no es nada malo ser cristiano. Que solo es un compromiso con el mundo de bondad y respeto hacia las demás personas.

Sería una muy buena manera de acercar la religión a las nuevas generaciones, para que comprendan el valor de ser buenas personas en un mundo tan competitivo e incierto como es el mundo de hoy en día en el que nos ha tocado vivir a todos, dejando de lado otros temas que no son tan importantes, como el sexo, ya que que dos personas se quieran y quieran tener sentirse unidos no tiene nada de malo.

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *